Localizar una avería eléctrica

Encontrar la localización de un fallo eléctrico no es para nada sencillo. En ocasiones podremos pasar horas y horas revisando toda la instalación de la electricidad y cada uno de los electrodomésticos del hogar sin localizar lo que va mal. Por ello conoceremos la forma de localizar una avería eléctrica de una manera sencilla y realmente fácil, de tal manera que usted mismo podrá hacerlo sin ayuda de alguien más.

Claro, debéis de tener paciencia al momento de realizar cualquier tipo de reparación, ya que esto toma tiempo. Si no contáis con ese nivel de paciencia, lo mejor sería contactar con un profesional, como nosotros expertos, para poder arreglar lo que no está funcionando de forma adecuada.

Pasos a seguir para encontrar un fallo eléctrico

Lo primero que debemos hacer es ir a la caja de fusibles, es decir, el lugar donde está cada uno de los conectores de la electricidad, para prestar atención a todos los interruptores y poder ver cuál de ellos está fallando de alguna forma.

Ahora, cuando estemos frente a la caja de fusibles, debemos apagar cada uno de los interruptores magneto térmicos, que son aquellos que podrían provocar un corto y generar sobrecargas a nuestros circuitos, para poder encender el diferencial antes que los demás.

Una vez se haya encendido el diferencial, podremos proceder a encender cada uno de los interruptores magneto térmicos, uno por uno.

El conector que salte, será definitivamente el que está generando la falla eléctrica. Tras esto, debemos dejar apagado ese interruptor en específico, y usar los otros, sólo para comprobar por completo que este está fallando. Este estará relacionado con algún aparato como por ejemplo el televisor, así que si este se mantiene apagado logramos saber que este es el causante del problema, por esta vez.

Mientras más fraccionada poseamos la instalación eléctrica del hogar, muchas más cosas podremos utilizar sin preocuparnos por ese fallo.

Por supuesto, puede que el fallo no provenga de la toma de corriente, sino del aparato en sí. Para poder comprobar esto, deberemos desenchufar el aparato correspondiente y encender el interruptor magneto térmico. Si este no se mueve en ningún instante, el problema provendrá del aparato. Mientras sigáis todos estos pasos no deberías preocuparse por cualquier accidente. Lograréis localizar el fallo en cuestión de tiempo, y mucho antes de lo que pensáis. Recordando que si lo vuestro no es el trabajo del hogar, y mucho menos la electricidad, los expertos en el tema los ayudaran con cualquier tipo de aprieto. Averiguando que falla y dándole solución en cuestión de minutos.

Nunca dejéis de lado que siempre hay que realizar mantenimiento a cada uno de los aparatos y electrodomésticos usados en casa para poder asegurarnos de que estos funcionan correctamente. Incluso así, en cualquier momento podrían fallar y deberemos repararlos. Para eso cuenta con nosotros, a un coste bajo y una gran rapidez para darle solución a los fallos, así no tendrías que llevar el aparato fuera de casa, nosotros nos acercaremos a donde este sin falta, y efectuaremos una rápida reparación.